Gingivoplastia o cómo puedes mejorar el aspecto de tus encías

7 minutos de lectura
Luz Aida Carbajal – Paciente Marlon Becerra

¿Sabes que es la gingivoplastia? O ¿es la primera vez que escuchas el término? Toma un espejo observa tus dientes y reflexiona: ¿Realmente tu sonrisa es perfecta? O, ¿aún con dientes bien posicionados y libres de manchas sientes que les falta algo?

Ahora observa tus encías, ¿son demasiado grandes o sin contornos definidos? ¿Si? Entonces puede que allí esté el problema. Las encías son como marcos para los dientes, si no están saludables o presentan alteraciones, jamás estarás a gusto con ellas. 

De ser tu situación, puede que necesites una gingivoplastia que mejore la estética y salud de tus encías. Continúa leyendo y conoce todo sobre este procedimiento. Mejorar el aspecto de tu sonrisa es posible.

¿Que es la gingivoplastia?

Es un procedimiento ambulatorio que modifica el contorno de la encía. En ausencia de problemas periodontales, permite el remoldeado cuando se ha perdido la forma fisiológica del tejido gingival.

Su principal objetivo es mejorar la estética corrigiendo el tamaño de la encía y aportando mayor luminosidad al diente. Para esto, el tejido se adelgaza y se define produciendo un contorno más armónico. 

La gingivoplastia se considera un tratamiento de apoyo durante los diseños de sonrisas; ya que modifica el tejido para dar forma a los dientes, llevándolos hasta la apariencia estéticamente deseada.

Observa en el siguiente video al Doctor Marlon Becerra, explicando los procedimientos y parámetros para cambiar la forma del diente; entre ellos, la gingivoplastia:

Generalmente, la gingivoplastia se confunde con la gingivectomía que, aunque puede realizarse durante la misma operación, persigue objetivos diferentes:

Gingivectomía

La gingivectomía se realiza cuando existe alguna enfermedad en la encía como inflamación o aumento de la bolsa periodontal, mientras que la gingivoplastia tiene como fin devolver el contorno armónico la encía. 

Entonces, a través de la gingivectomía se retira quirúrgicamente toda la pared blanda de la bolsa periodontal y, posteriormente, se realiza la gingivoplastia. 

¿Cuándo se recomienda la gingivoplastia?

La gingivoplastia es un procedimiento principalmente estético, que mejora la estética de la encía. Por eso se recomienda en los siguientes casos: 

Mejora de la estética de las encías. Dientes frontales muy cortos

Si posees una sonrisa gingival (al sonreír muestras gran cantidad de encía) o encías sin contornos definidos, este es el procedimiento para corregirlo. A través de la remoción de tejido, se afina el borde de la encía y se aumenta el tamaño del diente.

Como expone mayor superficie dental, este tratamiento también se suele utilizar cuando estéticamente la proporción del diente, con respecto a la sonrisa, no es el adecuado; condición que hace ver al diente demasiado grande o corto.

Mientras se retire la encía hasta una distancia segura, mediante la gingivoplastia se mejora el tamaño del diente. De esta manera se balancea el ancho o largo del diente sin necesidad de  tallarlo.

Después de una gingivectomía

La gingivectomía y la gingivoplastia son procedimientos que normalmente se realizan durante un mismo tratamiento.

Con la gingivectomía el dentista trata o retira la encía que ha sido afectada por una patología gingival. Luego, al terminar, con la gingivoplastia se alisan los bordes de la incisión. De esta manera se evita que al cicatrizar se produzcan contornos rectos. 

Tratamiento de periodontitis 

Una periodontitis ocurre cuando se deja sin tratar una inflamación en las encías. En este punto la enfermedad gingival puede producir deformidades como: cráteres gingivales o alargamiento gingival.

Entonces, para corregir cualquiera de estos u otros efectos de la periodontitis, se realiza una gingivoplastia. Además de los tres casos que acabamos de mencionar, también se recomienda su aplicación en los siguientes: 

1 Para retirar granuloma piogeno oral. 

2 En mujeres embarazadas que presenten épulis del embarazo (tumor gingival benigno) y el dentista considere que deba ser retirado.

3 Corregir cicatrizaciones post colgajo.

4 Exponer caries subgingival.

5 Previo al tratamiento protésico 

¿Cómo se hace una Gingivoplastia?

Una vez el dentista te examina y concluye que la mejor opción para mejorar la estética de tu sonrisa es a través de la gingivoplastia. Lo primero que hará es definir la cantidad de tejido que retirará y, posteriormente, seguirá los siguientes pasos: 

  • Se aplica una anestesia local en el área a trabajar.
  • Una vez se ha verificado que el anestésico ha hecho efecto, se mide la encía que va a ser removida.
  • Con ayuda de un bisturí periodontal, electrobisturí o un láser de alta intensidad, se realiza la recesión del tejido gingival.
  • En algunos casos, para finalizar, el dentista coloca cemento quirúrgico para proteger la incisión. 

Lo más probable es que al final del procedimiento te prescriban analgésico. Además de eso, para facilitar la cicatrización, seguramente te pedirán seguir las siguientes recomendaciones:

  • Usa enjuagues bucales con antibióticos, por ejemplo la clorhexidina.
  • Sé detallista a la hora de realizar la limpieza, para que retires todos los restos de alimentos que pueden quedar en los dientes.
  • Evita los alimentos duros. De preferencia, únicamente consume alimentos blandos.
  • Regresa a consulta luego de 8 días, para una revisión de rutina y para retirar el apósito quirúrgico y los puntos de sutura (en caso de que hayan sido necesarios).

Es normal que presentes un poco de sangrado en las primeras 24 horas siguientes al procedimiento. Recuerda que para evitar infecciones, es importante que cumplas con la toma de antibióticos tal y como lo indique el dentista. 

De igual forma, no olvides usar el enjuague recomendado. La recuperación completa de este tratamiento dura entre uno y dos meses; siempre y cuando cumplas con todas las recomendaciones que te indicamos.

Conclusión

La gingivoplastia es un procedimiento quirúrgico ambulatorio, que consiste en la recesión del tejido gingival. 

Principalmente se utiliza para mejorar el contorno de la encía, por ello se considera un tratamiento de apoyo en los diseños de sonrisas. 

Aunque suele acompañar a la gingivectomía, no se debe confundir con ella. 

La gingivoplastia puede realizarse como un procedimiento independiente, siempre que no exista alguna patología dental.

El procedimiento para realizarla es sumamente sencillo y puede hacerse durante una sola consulta. 

A pesar de ser un tratamiento simple, siempre debe realizarse por un especialista que garantice la salud de tus encías. 

Artículos relacionados:

¿Por qué se te inflaman las encías?

Las causas de las piezas dentales perdidas

Limpiezas dentales beneficios

Aprende a prevenir el sarro dental