¿Por qué las encías deben estar sanas antes de tu tratamiento de ortodoncia?

6 minutos de lectura

Cuando estás por iniciar un tratamiento de ortodoncia, una de las primeras evaluaciones que hará el dentista (Odontólogo especialista en periodoncia), es verificar que tengas unas encías sanas.

En un tratamiento de ortodoncia, las enfermedades periodontales ponen en riesgo la integridad de tus dientes y tejido gingival. Por eso, es necesario estar sano antes de iniciar cualquier procedimiento.

Si los colocas, corres el riesgo de que la enfermedad periodontal no detectada o tratada, acelere el proceso de destrucción periodontal.

Una sonrisa sana y bella con ayuda de la ortodoncia

La ortodoncia es la rama de la odontología que se encarga de corregir dientes o huesos de la boca posicionados incorrectamente. 

Consiste en la adhesión sobre los dientes de aditamentos (piezas) metálicos,de  porcelana o zafiro. Que al colocarles los arcos de metal, ejercerán presión, moverán los dientes y corregirán las maloclusiones.Así mismo se puede utilizar la opción de colocar alineadores que realizan el mismo trabajo de los aditamentos antes mencionados.

Una malposición dental puede producir daños profundos a tu salud bucal. Los dientes torcidos o mal alineados son difíciles de limpiar. Esto facilita la aparición de enfermedades periodontales.

Además, en las bocas con mordidas muy irregulares se dificulta la masticación y genera tensión en los músculos de la mandíbula. Esto puede provocar dolores de cabeza, daños a la articulación temporomandibular y dolores en los hombros cuello y espalda.

De igual forma los dientes rotados o mal posicionados afectan la estética. Haciéndote sentir inseguro con tu imagen personal.

Aprende sobre las encías junto al Dr. Marlon Becerra en el siguiente video.

¿Qué debes hacer antes de realizarte un tratamiento de ortodoncia?

Antes de realizarte un tratamiento de ortodoncia. Debes hacerte una serie de evaluaciones médicas que confirmen la necesidad del tratamiento y descarten la presencia de enfermedades periodontales.

Cuando sufres malposiciones dentales, no puedes limpiar bien los dientes. Por esto, es común que aparezcan enfermedades por acumulación de cálculo o sarro (como la gingivitis, periodontitis en incluso caries dental).

Ahora, si comienzas a usar la ortodoncia sin antes haber corregido la enfermedad, corres el riesgo de acelerar la destrucción periodontal.

Para evitar cualquier inconveniente lo correcto es que, antes de iniciar, te realices un examen periodontal completo. Estos exámenes suelen incluir la búsqueda de:

  • Bolsas periodontales.
  • Sangrado.
  • Acumulación de placa bacteriana.
  • Movilidad en los dientes. 

No debes iniciar un tratamiento de ortodoncia sin antes tener unas encías sanas. Pide a tu odontólogo que evalúe la presencia de cualquier enfermedad periodontal antes del tratamiento.

Asegúrate de que tus encías están sanas.

Para aprender más sobre la ortodoncia te recomendamos leer: “¿Qué Tipos de Brackets Existen y Cuál es el Mejor para Ti?”

¿Eres un paciente periodontal?

Si en algún otro periodo de tu vida o actualmente pasaste por enfermedades periodontales es necesario que le notifiques a tu dentista antes de iniciar el tratamiento de ortodoncia.

De esta manera, él estará al pendiente de valorar continuamente el estado de tus encías.

En el caso que te detecten la enfermedad al momento de realizar el tratamiento, el deber del dentista es corregir el daño antes de iniciar el tratamiento.

Lo correcto es realizar el tratamiento adecuado y luego esperar un periodo de aproximadamente 6 meses. Durante este tiempo, la encía podrá sanar completamente, reduciendo la probabilidad de dañar el tejido gingival y los dientes.

¿Por qué hacerte un examen periodontal antes de la ortodoncia?

Si existen enfermedades periodontales no tratadas e inicias un tratamiento ortodóntico, estás más propenso a generar daños.

Aunque los tratamientos de ortodoncia no implican pérdida de inserción o recesión gingival, si posees encías finas pueden causarte dehiscencias o pérdidas que dificulten la limpieza dental. Esto provoca mayor acumulación de placa que facilita la inserción o recesión gingival.

Ahora tus encías están gruesas, el movimiento hacia afuera no aumentará el riesgo de desarrollo de regresiones gingivales.

En otros casos, las encías pueden tener un tamaño inadecuado. Si se añade el movimiento lingual sobre el diente (parte de las raíces del diente con ausencia de hueso), se podría producir una resolución del defecto óseo con aumento del grosor del regidor gingival.

Para cualquiera de estos casos lo correcto es que realices controles durante el tratamiento. Además tu dentista debe valorar la necesidad de una terapia mucogingival durante o posteriormente a el uso de los brackets.

Acude siempre con un ortodoncista especializado

Mantener tus encías sanas y en general la salud de tu boca un proceso de constancia y cuidado. Tu boca y tus dientes cumplen funciones importantes en tu cuerpo, si los pones en riesgo verás mermada tu calidad de vida.

Por ello, si estás por iniciar un tratamiento de ortodoncia o lo tienes planeado, debes acudir con ortodoncistas especializados. 

Cuando visites a un ortodoncista solicita que te explique a detalle los procedimientos a realizar. También evalúa todas las opciones disponibles para tratar tu problema. Si tienes dudas no te quedes solo con una opinión, busca asesoría con otros especialistas si lo consideras necesario.

Encías sanas con ortodoncia
Camila Rodríguez – Paciente Marlon Becerra


En Odontología de Marlon Becerra podemos brindarte consulta sobre enfermedades periodontales, ortodoncia y salud bucal.

Conclusión

Antes de iniciar un tratamiento de ortodoncia, es necesario tener unas encías sanas. Aunque la ortodoncia en sí no afecta la salud del tejido gingival, el movimiento dental puede dificultar la limpieza. 

Sin una limpieza correcta se corre el riesgo de acumulación de sarro y como consecuencia la inserción o recesión gingival.

Para colocar la ortodoncia es necesario que tu dentista descarte la presencia de bolsas periodontales, sangrado o acumulación de placa bacteriana.

En caso de tener algún problema de encías, se deben realizar los tratamientos correspondientes y esperar 6 meses antes de iniciar con la ortodoncia. Este periodo es el mínimo necesario para que tus encías sanen completamente. Recuerda consultarlo con tu ortodoncista.

Si eres una persona con sensibilidad a sufrir de enfermedades periodontales, debes avisarle a tu ortodoncista y mantenerte en control constante. También es recomendable que realices limpiezas dentales periódicas.

Para tratamientos de ortodoncia, enfermedades periodontales o consejos sobre cuidado oral, puedes visitarnos en Odontología de Marlon Becerra. Te esperamos.

Artículos relacionados

Tipos de brackets 

¿Qué comer con brackets?

¿Cómo cuidar tus dientes si practicas deportes?

Brackets estéticos